Esta especialidad trata los daños en la pulpa dental o nervio ya sea por inflamación, muerte o trauma, en los cuales es necesario retirar la pulpa y rellenar el espacio que deja esta con un material especial.